jueves, junio 29, 2006

"you will never have me"

miércoles, junio 28, 2006

Le paso esta carajada a Kam, a Seb, a Michelle, a Astrid, a Martina y a Laurita.

CONFIESEN 7 COSAS QUE NO LE HAN CONFESADO A NADIE:

1) Aunque vivo rajando del rock finlandés tipo HIM o The 69 Eyes, tengo varias canciones de ambos grupos en mi computador y me gustan. (aunque me quedo con Ultranoir y Boys of Scandinavia... y The Rasmus debe MORIR!). No es mi culpa que en mí viva una adolescente con esmalte negro y un poster de Amy Lee que pide comprensión a gritos.

2) No me gusta hablar de esto... pero tuve algo así como un período grunge/alternativo en mi vida. No duró demasiado porque a. La escena grunge acá en Bogotá fue irrisoria. b. Mientras mis amigos y amigas grunge/alternativos/as jugaban a cortarse las venas con un compás por Kurt Cobain, a fumar bareta escuchando Alice in Chains y a poguear escuchando Soundgarden (o lo que fuera), yo extrañaba el glamour ochentero, el pelo despelucado con laca, el maquillaje, el espectáculo. c. Pasaba semanas enteras sin lavarme el pelo para ese look grunge, lo cual derivó en brotes de acné, caspa, piquiña y un inexplicable olor a Oliosoya. d. Me ponía camisas a cuadros (compradas en Levi's), jeans rotos (ídem y rotos con la ayuda de mi Madre) y tenis (Converse) sucios (embarrados en el patio de la casa) para mezclarme en la multitud de los conciertos y sacarle la piedra a mi Papá. De alguna manera agradezco que Marylin Manson (de una forma cochina, falta de elegancia y abrasiva) le devolviera algo de show al rock.

3) Hay ciertas actitudes femeninas que, francamente, me parecen neuróticas. No soporto preguntas como "*puchero*¿es que ya no me quieres?*puchero y ojitos*", "adivina con quién hablas... en serio, adivina...", "no... me pasa... absolutamente... nada", "¡es que los manes son unos hijueputas! qué pena, pero es que son unos hijueputas, marica, a lo bien" y definitivamente NO SOPORTO que dos niñas se traten de "g'won" entre ellas. Dios sabe que AMO a las niñas más que a cualquier otra cosa, pero hay detalles que francamente me hacen considerar el celibato.

4) Chupé dedo como hasta los 11 años.

5) He escrito varios comments derrogativos en varios blogs bajo distintos sobrenombres. Nada serio ni nada que no diría en público. Simplemente uno amanece con ganas de joder sin que nadie le pida explicaciones y ya.

6) Pude haber sido una mente criminal si no fuera por mis escrúpulos. Cada vez que entro a un McDonald's o establecimiento similar pienso en varias formas de abrir la caja, tomar la plata y huir evadiendo las cámaras de seguridad y la alarma. ¿Funcionarían? Jamás llegaré a saberlo. Lo hago más por mi repulsión a McDonald's y por el reto mental de hacerlo que por otra cosa.

7) A veces simplemente hubiera querido sentirme menos querido y más deseado por mis amigas. Es un tipo de vanidad imbécil que nace de todas las veces que tuve que escuchar "Marica... usted es muy buen amigo y vale demasiado como para tirarse esto..." o "mujeres es lo que sobra y tarde o temprano va a llegar una cuando menos lo esperes" o "si fueras más delgado/más alto/más moreno/más (lo que sea) serías un hembro/churro/papacito" o cualquier estupidez por el estilo que solo sirve de consuelo tibio. He aprendido a querer a las mujeres que considero mis amigas, pero hubo momentos en los que ese amor asexuado no bastaba y era fácil desesperarse. A veces hubiera preferido un buen beso en la boca y ya. Eso lo hubiera dicho todo, hubiera dolido menos y me hubiera subido el autoestima cuando lo necesitaba.

Archives